Iglesia de San Esteban y San Nicolás de Bari

De tapices
Saltar a: navegación, buscar

Iglesia de San Esteban y San Nicolás de Bari

Más allá de su espléndida y conocida catedral, lo cierto es que lo gótico impregna toda la vieja ciudad de Burgos. Un buen ejemplo son estas dos iglesias, emplazadas muy cerca de la sede catedralicia, que además albergan sendos museos, dedicados al retablo y a los tapices, absolutamente recomendables.



Iglesia de San Esteban Calle San Esteban, 1

Iglesia de San Nicolás de Bari Calle Fernán González, 60-62


La iglesia de San Esteban

Situada detrás de la catedral, al pie del cerro del castillo, es un edificio de planta basilical, de tres naves y tres ábsides sin crucero, claustro y torre en el muro de los pies, sobre la portada. Fue construida aproximadamente entre 1280 y 1350 sobre un templo románico anterior, y ha sufrido diversas remodelaciones. En el exterior sobresalen las magníficas esculturas de su portada, relacionadas de manera evidente con las de la portada de la Coronería de la catedral de Burgos.

En su interior, cubierto por bóvedas de crucería sobre pilares cilíndricos, cabe destacar el coro alto, obra de Simón de Colonia (1502-1506); el conjunto de sepulcros renacentistas, como el tallado por Nicolás Vergara —autor también del triforio, la escalera del coro y otros elementos— para Pedro de Gumiel (h. 1514), y su notabilísimo Museo del Retablo.


El Museo del Retablo

Precisamente por ello, la iglesia está hoy en día sin culto, ya que los servicios parroquiales de esta iglesia —que en su día dio nombre al barrio en el que se asienta— fueron traspasados a la iglesia de San Nicolás de Bari, una vez se decidió que en ella se instalaría el Museo del Retablo. Su colección ofrece retablos procedentes de la propia iglesia y de otras parroquias de la diócesis burgalesa, mayoritariamente renacentistas y barrocos.


La iglesia de San Nicolás de Bari

Por su parte, fue construida a principios del siglo XV en el solar de una iglesia anterior, a la vera del Camino de Santiago (la actual calle Fernán González), y justo frente a la catedral de Burgos. En la fábrica de este templo y en su portada trabajaron Juan y Simón de Colonia, y en su interior lo hizo el hijo de este último, Francisco de Colonia, labrando el retablo mayor plateresco en 1505. Conserva también tablas de estilo hispanoflamenco y escuela burgalesa del llamado Maestro de San Nicolás. Anexo a la iglesia se encuentra un edificio de nueva construcción, que es el que alberga el Museo de Tapices.



FP



Herramientas personales
Espacios de nombres

Variantes
Navegación
Herramientas