Vertumno transformado en jardinero

De tapices
Saltar a: navegación, buscar


Vertumno transformado en jardinero
Este quinto tapiz de la serie describe la cuarta aparición del dios ante Pomona, según el relato de Ovidio en su Metamorfosis (Libro XIV, 649). En esta ocasión vemos a Vertumno transformado en un jardinero. Este tapiz pertenece a la misma serie de Patrimonio Nacional, la número 18, que los expuestos en el Palacio Real de Aranjuez.

Un jardinero

Una inscripción latina en la cenefa superior, actualmente desaparecida, describía la escena: LECTURV HIC POMA PUTARES [Parecía que sin falta cogía aquí manzanas]. En su transformación, Vertumno se acerca a la diosa llevando una escalera al hombro, fingiendo ser un jardinero. Pomona lo interpela con un gesto y en la otra mano lleva su característico cuchillo de podar.


Un huerto extraordinario

Los dioses se sitúan en un primer plano bajo una galería sostenida por cariátides de preciosa invención: aparecen faunos disfrazados como orientales en el primer plano y detrás se encuentran unas sirenas vestidas con escamas de oro. El encuentro de los dioses ocurre delante un deslumbrante jardín circular. Protegido por una baranda de piedra, el huerto contiene multitud de especies frutales: manzanos, higueras, perales, varias especies de ciruelos, un olivo, una clemátide, limoneros, etc. En la cubierta de la galería se pueden reconocer varios cerezos.


Pomona, diosa de los huertos

En el centro de la composición, un injerto de un limón en un manzano nos da una maravillosa e insólita demostración de los conocimientos de la diosa de los huertos, Pomona. Habría que señalar que, aunque los jardines de Pomona no fueron descritos por Ovidio, el poeta sí incluyó en su Metamorfosis (Libro XIV, 625) versos que celebran el talento de la diosa para el cultivo de las distintas especies:

Bajo el rey tal Pomona vivió, que la cual, ninguna entre las latinas
Hamadríades ha honrado con más pericia los huertos
ni hubo más estudiosa otra del fruto del árbol,
de donde posee el nombre. No los bosques ella ni caudales,
el campo ama y las ramas que felices frutos llevan.
Y no de la jabalina pesada va, sino de la corva hoz, su diestra,
con la que ora su exceso modera y, extendidos por todas partes,
sus brazos contiene, ora en una hendida corteza una vara
injerta y sus jugos apresta para un prohijado ajeno.”


Ornamentos mitológicos

Este paño quedó despojado de sus bordes ya que, en 1879, se añadieron a los tapices que debían servir de decoración permanente en el Comedor de Gala del Palacio Real de Madrid. Antiguamente, este paño presentaba en sus bordes laterales las transformaciones de Cipariso en un ciprés por un lado y por el otro, la de Mirra en la planta del mismo nombre. En el borde inferior se veía a la metamorfosis de Júpiter en sátiro conquistando a Antiope.


Serie Vertumno y Pomona

Quinto paño de la serie

Modelo Círculo de Pieter Coecke Van Aelst y Léonard Thiry

Manufactura Taller desconocido, Bruselas, antes de 1550

Materia Oro, seda y lana

Medidas 330 x 410 cm

Situación Palacio Real de El Pardo

Exposición Sala de estar de la Suite Presidencial

Procedencia Mencionada por primera vez en el inventarío de Carlos II

Patrimonio Nacional Serie 18



VDC



Herramientas personales
Espacios de nombres

Variantes
Navegación
Herramientas